Convertir amenazas en oportunidades
Su miedo, gracias

P'habernos mata'o

20072008

Fin de semana pasado. Me voy a ver a las niñas, que están en Lekeitio, Vizcaya. Le invito a una amiga con la condición de que aporte el medio de transporte, ya que mi coche se lo ha llevado mi señora esposa. Mi amiga me recoge en el curro el viernes, nada más verme me dice "me han mangado los limpiaparabrisas...", blasfemo, "...pero no pasa nada, compramos unas escobillas en una gasolinera." Me calmo.  Pasado el previsible atasco de Algete (punto de no retorno en cualquier viaje al norte), paramos en una gasolinera. No hay manera de instalar las escobillas: han sustraido la pieza que los engancha al brazo del limpiaparabrisas. Viernes y sábado son soleados y playeros, nos desentendemos. El domingo, sin embargo, amanece lloviendo: horror. Escampa, pero según el servicio meteorológico hay un 60% de posibilidades de lluvia hasta Burgos. Nos la jugamos: todo sea por llegar el lunes al curro y sacar España adelante. Por supuesto, nos llueve. Km 26 de la AP-68: cae un chaparrón y no hay dónde hacer una parada de emergencia. No recomiendo a nadie la experiencia de conducir con lluvia y sin limpiaparabrisas, ese sí que es un test de agudeza visual con una contundente penalización en cada fallo. Conseguimos llegar sanos y salvos a una gasolinera en el km 36, tras comprobar que cuanto más rápido circulas, más actúa el viento de secador natural sobre el parabrisas. Allí llamamos al seguro y previsiblemente nos dicen que hasta el lunes no van a encontrar la pieza que engancha la escobilla al limpiaparabrisas: no hay opción, o dormir en el coche hasta que escampe, o hacer una chapuza. En la gasolinera descubrimos que venden el mejor invento de la humanidad después de la rueda y la cerveza: la cinta americana. Incluyo foto de la chapuza, que nos funcionó perfectamente. Por supuesto, en cuanto salimos de la gasolinera tras probar la eficacia de nuestro invento, dejó de llover. Proseguimos hasta Madrid, y en el atasco de Lozoyuela y tras una intensa duda, cogemos el carril supletorio. Error. Hay un accidente y nos quedamos dos horas parados. El viaje dura casi ocho horas.

Conclusiones:

1. Siempre lleva cinta americana contigo

2. Nunca dependas de una pieza que no puedas adquirir un domingo

3. Es preferible viajar con amigos a cónyuges. Si este viaje lo hubiera hecho con mi mujer, podríamos habernos separado, al grito de "te dije que no cogieras el carril supletorio", o "cómo se te ocurre viajar sin limpiaparabrisas", o bien, "no me pongas nervioso, estoy intentando no matarnos"... Con amigos es más probable que la cosa quede en risas.

Comentarios